info@turismosustentablenoa.org
info@turismosustentablenoa.org

Norte Salteño – Programa Educativo Ñande Reko

Durante el primer fin de semana de Septiembre, en el marco del convenio de cooperación mutua firmado con la Universidad Católica de Salta, estudiantes de la Escuela de Turismo visitaron el norte salteño y protagonizaron una experiencia maravillosa junto las familias de las comunidades de Yariguarenda, Peña Morada y La Salamanca. 

Cada grupo aportó sus saberes y las propuestas integradas al programa educativo  Ñande Reko. Y se vivieron gratos momentos de encuentro intercultural entre dos grupos humanos que eligieron a la actividad turística como parte de su vida.

El ÑANDE REKO es una propuesta de encuentro y una herramienta que le permite a los grupos:

“generar trabajo y quedarnos a vivir en nuestra tierra”.

El programa transmite la importancia de la reciprocidad con la naturaleza, de las personas en el centro del esfuerzo y, especialmente, que las vivencias hacen bien porque nos acercan

Como viajeros, descubrir nuevas culturas nos da la oportunidad de aprender y enseñar, mientras conocemos un mundo históricamente invisibilizado que hoy toma la palabra y gana espacios para manifestar su cultura. De esas premisas, surgen los programas educativos de intercambio del norte de la provincia de Salta.

La propuesta pedagógica contiene un componente de sensibilización patrimonial y turística que se genera junto a los grupos de visitantes, aportando un taller previo entre el equipo técnico y la comunidad educativa. El objetivo es facilitar la interpretación de las prácticas locales, despejar dudas e incertidumbres, compartir nociones determinantes para el pueblo anfitrión y co-construir un espacio de encuentro. Luego del viaje, un nuevo taller se programa para evaluar las percepciones de los futuros profesionales y alimentar la evaluación de los participantes. 

Agradecemos la calidez y atención del Municipio de Aguaray, quienes aportaron el alojamiento de los estudiantes y trabajan con esfuerzo para el posicionamiento del destino norte.

La actividad turística y los modos de organización tradicionales  

La recepción de grupos de estudiantes es un desafío en la organización operativa del servicio turístico ya que requiere gran coordinación y no basta con una sola familia que brinde actividades definidas en el programa para concretar el encuentro cultural. De ahí, el valor que encontramos en términos comerciales pues la atención grupal pareciera adaptarse a las formas locales de organización. 

Antecedentes de diversas latitudes nos supieron enseñar que en las organizaciones de turismo rural comunitario el sistema de rotación en la atención a turistas es una práctica habitual que permite a las familias de los territorios rurales ir prestando servicios cada ciertos períodos y de forma intercalada. Así se promueve una distribución equitativa en el ingreso económico y la prevención de impactos negativos asociados al desgaste y cansancio que genera la actividad frecuente.

En el norte salteño, tras algunos años de evaluar -junto a los participantes- acerca de la mejor manera de trabajar en turismo, percibimos que aquellas comunidades con estructuras colectivas sólidas, como la etnia guaraní, prefieren encontrar un equilibrio entre la cantidad de recepciones a lo largo del año y la cantidad de integrantes que brindan la atención. De esta manera, el ingreso económico será mayor, estará distribuido entre más personas y acorde a una noción planteada por los protagonistas:

“todos juntos, como hacemos las tareas comunitarias, así es como nos sentimos más fuertes y con más confianza”. 

Como consecuencia, al momento de plantear las estrategias de desarrollo local y las estrategias comerciales, los grupos trabajan para sensibilizar tanto a familias o grupos pequeños, como grupos de estudiantes. Cada línea de acción proyectada, requiere un programa especial, inversiones en infraestructura adaptables, una organización distinta, un ingreso económico y una manera particular de encontrarse con el otro.

La experiencia del ProgramaTSNOA como facilitadores para que estudiantes y turistas lleguen a estas comunidades, nos lleva a reflexionar y evaluar cómo la actividad turística se vuelve una herramienta de desarrollo. Si te interesa la temática, acercanos tu opinión.

 

 

 

 

Leave a Reply

Translate »